Tendencias:
Sharenting: La sobreexposición de los hijos

Sharenting o por qué no subir fotos de tus hijos

07/06/2023
Número de visualizaciones

Actualmente son muchos los padres y madres que comparten el desarrollo de sus hijos/as por las redes sociales, muchas veces, sin tener conciencia de los efectos negativos que del sharenting se pueden derivar. La documentación de la vida de menores en redes sociales son un escaparate para usuarios que las usan fraudulentamente y que oscurecen otras ventajas que sí son beneficiosas para la sociedad como su aplicación en el aula.

En este post vas a aprender todo sobre el sharenting y sus consecuencias y cómo en muchas ocasiones se necesita de una intervención en bullying, sexting o grooming por parte de profesionales especializados.

Sharenting: ¿Qué es?

La unión de dos términos anglosajones como share (compartir) y parenting (crianza) dan lugar al concepto de sharenting que hace referencia al uso habitual de las redes sociales para compartir contenido audiovisual o información de los hijos/as por parte de los padres y madres.

Incluso antes de nacer, son muchos los hijos/as que aparecen en los feeds de los padres y madres que comparten ecografías, tests de embarazo o la habitación del futuro bebé. Tal es así, que existen estudios que advierten de que, una cuarta parte de los niños/as tienen presencia en las redes antes de nacer.

El sharenting se ha convertido en una práctica habitual hasta tal punto que 89% de las familias comparten contenido en Facebook, Instagram o TikTok de sus hijos al menos una vez al mes. La popularidad de esta práctica ha conseguido que hasta diccionarios como Collins incluya este término entre sus páginas.

La práctica del sharenting pone en evidencia que los hijos/as de la generación actual son los más expuestos al público de la historia, con las consecuencias que de ello se derivan.

¿Cuáles son los riegos del sharenting?

El compartir una imagen en las redes sociales de forma esporádica no es una conducta que pueda considerarse de sobreexposición al público. En cambio, hacerlo de forma constante y abusiva si podrá categorizarse como sharenting. Aunque puede darse la situación de que un hijo/a pueda quedar más expuesta en redes sociales con un post con muchas visualizaciones que subiendo contenido 2 o 3 días si apenas visualizaciones.

No obstante, se pueden detectar como riesgos del sharenting los siguientes.

Falta de privacidad

La práctica del sharenting supone generar en los menores una huella digital y un robo de su privacidad, a pesar de tener el derecho al honor, la intimidad familiar y personal y la propia imagen.

Al respecto, el consentimiento para publicar las fotografías de menores de 14 años le corresponde a los padres o tutores legales. No obstante, se necesitará contar con un consentimiento del menor cuando se encuentre en plenas facultades para poder dar ese permiso.

Ciberbullying

Los padres y madres que comparten fotografías o vídeos de sus hijos pueden perjudicar su reputación provocándole consecuencias negativas en el colegio o en su entorno. Además, inconscientemente, los padres y madres que practican el sharenting pueden propiciar el acoso en redes.

Fraude

Es habitual la práctica en redes sociales en la que una persona crear un perfil falso en redes sociales y se aprovecha de la información pública de una persona para conseguir una apariencia de familiaridad y manipularla o amenazarla.

Incluso son muchas las voces autorizadas procedentes del sector financiero que advierten del compromiso que es para los hijos/as a nivel económico, el compartir datos por las redes sociales.

Grooming y pedofilia

Los datos arrojados por los cuerpos de seguridad reflejan que hasta un 72% del material que se incauta a pedófilos y agresores pertenecen a fotografías, vídeos u otra información extraída de las redes sociales. Además, no se refiere a menores en posturas con connotaciones eróticas o sexualizadas, sino todo lo contrario, tan solo que, utilizado de forma perversa.

¿Cómo evitar el sharenting?

El sharenting puede ser erradicado cuando no se comparte contenido o información de los hijos/as en las redes sociales. Ahora bien, en un mundo tan digitalizado y en el que, el uso de las redes sociales está tan extendido puede resultar dificultoso evitar compartir imágenes o videos con otros familiares o amigos.

Ahora bien, existen algunas recomendaciones que servirán para evitar el sharenting que son las siguientes:

  • Compartir contenido en perfiles o cuentas privadas o en grupos cerrados no es garantía de privacidad o de protección. El motivo está en que no es difícil poder almacenarlas en un dispositivo móvil o realizar una captura de pantalla para su posterior difusión.
  • Subir a las redes sociales contenidos e información de los hijos/as supone exponerlos/as a diferentes riesgos de los que se debe ser consciente. En este caso, ante la duda, es preferible no subir nada, ya que, los padres y madres tienen la responsabilidad de proteger su privacidad.
  • Evitar aportar datos como el nombre, apellidos, edad, localización u otros.
  • Usar fotografías de espaldas, a contraluz o un fragmento para evitar que puedan ser identificados o reconocidos.
  • Evitar la publicación de fotografías donde el hijo/a aparezca con poca ropa o en situaciones que puedan ser malinterpretadas o humillantes. 
  • Respetar la opinión de los menores antes de enviar fotografías o vídeos por redes sociales o Whatsapp, para así, también dar ejemplo.

En resumen, el sharenting puede tener consecuencias para los hijos o hijas a diferentes niveles, pero también para los padres, por lo que, seguir estas recomendaciones y evitar en la mayor medida de lo posible su sobreexposición será fundamental para evitar acabar en posesión de las personas equivocadas.

0
Categorizado en: Informática y TICS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Descubre nuestro contenido más actualizado en TERRITORIO INESEM

PRÓXIMOS EVENTOS

Ser un buen líder

Ser un buen líder

Nathan Manzaneque
55 minutos
26/02/2024 17:00
Product Led Growth: qué es y cómo aplicarlo

Product Led Growth: qué es y cómo aplicarlo

Iván Iglesias Baena
40 minutos
04/03/2024 17:00
Universidades colaboradoras
La universidad Antonio de Nebrija es Universidad colaboradora con INESEM Business School La universidad a Distancia de Madrid es Universidad colaboradora con INESEM Business School