consecuencias de la guerra de Ucrania

Principales consecuencias de la guerra de Ucrania en la economía

16/03/2022
Número de visualizaciones

Las consecuencias de la guerra de Ucrania que podemos notar a corto plazo principalmente son económicas y humanitarias. En este caso, las consecuencias de la guerra de Ucrania se reflejan en mayor medida en Occidente, por las implicaciones territoriales, relacionales y económicas de Rusia y la Unión Europea. 

Las consecuencias humanitarias son devastadoras, sin embargo, en el caso que nos ocupa nos centraremos en las implicaciones económicas. Los principales afectados son el sistema financiero y el energético y el ataque al tejido productivo. Además de que se calcula que puede llegar hasta 5 millones de refugiados. 

Todos estamos de acuerdo en que el principal afectado es Ucrania, sin embargo, el resto de Europa y la propia Rusia sufrirán las consecuencias  durante una larga recuperación.

 

Las consecuencias de la guerra de Ucrania a corto plazo

El aumento de la inflación será insostenible para muchas familias, debido en parte a la atipicidad del momento histórico que estamos viviendo. La década de 2020 se ha estrenado con una pandemia y una guerra militar y económica.

Los expertos recomiendan el control de los salarios y los precios, con el fin de disminuir las consecuencias de la crisis. Un conflicto bélico prolongado, además de los problemas existentes en la cadena de suministro, será perjudicial para la economía mundial.  Sin embargo, estas medidas parecen insuficientes en el contexto mundial para paliar las consecuencias de la guerra de Ucrania.

Freno de importaciones y exportaciones

Se ha producido una crisis de exportación de materias primas que ha superado las necesidades del mercado. Ucrania ha sido el principal almacén europeo de maíz y girasol y uno de los principales exportadores de trigo mundiales. Por tanto, esto ha provocado la inestabilidad del mercado de productos básicos como el aceite de girasol o la harina. Es más, estas circunstancias provocan un aumento de los costes de energía y materias primas en la industria. Por tanto, se traduce en un ataque sin precedentes a la economía de las familias y un crecimiento desmesurado de la inflación.

Subida del precio de carburantes, materias y suministros

La evolución de los precios del petróleo es evidente, pero incluso antes de la invasión rusa a Ucrania. Algunos actores como Estados Unidos son capaces de anunciar que no importarán combustibles rusos, pero la realidad en Europa es otra. No hay suficientes exportadores de hidrocarburos.  Países como Estonia, Finlandia, Bulgaria o Letonia están atados de pies y manos a las reservas de gas de Rusia.

Además, Rusia es el tercer país más importante en reservas petrolíferas. Solo le superan Estados Unidos y Arabia Saudí. Europa depende en gran medida del gas ruso, sustituirlo lleva mucho tiempo

El bloqueo a Rusia afectará en la economía con un aumento todavía mayor de la inflación, provocando el incremento del precio de la gasolina a unos niveles estratosféricos, lo que a la vez contribuirá a la continuación y expansión de la inflación. Se trata de una reducción del crecimiento mundial.

Sin embargo, industrias estadounidenses como las compañías de gas y petróleo o la industria del armamento obtienen ventajas económicas de las sanciones a Rusia de la OTAN. El gas y el petróleo ruso ya no mantendrán el flujo constante a Occidente, especialmente a Europa, uno de sus mayores clientes. Países como Alemania y Francia dependen en mayor medida del gigante ruso que Estados Unidos. Por tanto, las exportaciones a Europa de empresas estadounidenses como Chevron crecerán de manera exponencial.

Asimismo, existe una tendencia mundial al boicot ruso. Estados Unidos ha decidido no comprar más petróleo de Rusia y tampoco depender de sus empresas de gas natural del territorio. Sin embargo, apuntar a la economía rusa a través de una prohibición total de las importaciones de petróleo y gas conlleva un alto riesgo de recesión en las economías europeas.

La industria armamentística

Otro de los aspectos que ha pasado desapercibido, es la ganancia de los países con una industria armamentística fuerte. La industria estadounidense se verá beneficiada al tener que proveer a la gran mayoría de países. Podemos comprobar que el paradigma mundial ha cambiado cuando países como Alemania y Dinamarca anuncian cambios sustanciales en su presupuesto militar.

Como hemos podido ver en diferentes etapas históricas un aumento del gasto militar tiene una relación directa con el gasto social y el déficit público. Asimismo, se traducirá en un ataque directo al Estado de Bienestar.

Principales consecuencias de la guerra de Ucrania en la economía rusa

Por otro lado, en Rusia, las consecuencias económicas difieren de las del resto de Occidente. Estos días hemos podido ver que las principales marcas y empresas han abandonado el país. Aunque la economía rusa no sea una de las más fuertes a nivel mundial, el aumento de los precios de la energía tendrá sus efectos adversos en varios mercados emergentes y en la Unión Europea, así como interrupciones en energía, neón, paladio o trigo.

Asimismo, en Moscú se han impuesto medidas económicas restrictivas limitando la disposición de dólares. Además, los bancos rusos ya no están conectados al sistema de pagos y se han congelado las reservas rusas en el extranjero. Por otro lado, se están persiguiendo las propiedades de millonarios partidarios de Putin. Las sanciones a Rusia, tanto económicas, como financieras, ya implementadas conducirán a una profunda recesión en el país.

En otro orden, los profesionales rusos se están viendo afectados por las decisiones del líder ruso. Los deportistas del país están siendo expulsados de las competiciones internacionales, así como los artistas de los principales eventos culturales.

Por consiguiente, la principal decisión de Rusia ha sido prohibir la exportación de diversas materias primas. Eso sí, no la totalidad de todas ellas, para mantener su economía a flote. Además, ha amenazado con expropiar aquellas empresas que han cerrado sus negocios en Rusia, amenazando con el cierre de oleoductos y gaseoductos.  Mientras Rusia pueda vender su petróleo, tendrá los ingresos. Entonces seguirá comerciando con Asia. 

Un antes y un después en la vida de los rusos

El cierre temporal, en principio de franquicias como MCdonalds, hace visible la expansión de la guerra hacia la cotidianidad de la vida rusa. Se trata de un paso hacia atrás en la evolución del país. Existe una cultura de consumo alrededor de gigantes como Visa, Mastercard, Apple, Coca- Cola, Zara o Netflix que se está desmoronando.

Sin embargo, algunas de las peores circunstancias que podría acarrear este conflicto es la propia incertidumbre de la respuesta de Putin. No haber conquistado fácilmente Ucrania, ha agregado un mayor sentimiento de humillación y una respuesta más violenta.

Para finalizar, no olvidemos que la invasión rusa de Ucrania también trae consecuencias para China. Estados Unidos ya ha amenazado a China con fuertes sanciones al país si ayuda a Rusia a evadir las sanciones impuestas. Sin embargo, el panorama ruso habría cambiado si ya hubieran pactado entre ellos la venta de combustible, gas y petróleo a otros mercados.

Si te interesa el fascinante mundo de la Diplomacia, te invitamos a visitar nuestro Máster en Diplomacia y Relaciones Internacionales.  

 

Categorizado en: Jurídico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Descubre MasterClass de INESEM. Una plataforma en la que profesionales enseñan en abierto

Profesionales enseñando en abierto

Universidades colaboradoras
La universidad Antonio de Nebrija es Universidad colaboradora con INESEM Business School La universidad a Distancia de Madrid es Universidad colaboradora con INESEM Business School